Posando con precisión y control en lago (a seca)

Es algo que casi nunca nos planteamos pescando en río siempre que haya una mínima corriente: a qué lado del aro, creado por el pez al tomar en superficie, debemos posar la mosca.

No hace falta, siempre corriente arriba.

En lago o superficies de agua parada o casi sin corriente, supone un pequeño/gran reto.

Una décima de segundo

Nuestra mosca flota por encima de la ventana de esa enorme trucha cebándose en superficie.

Le vemos asomar el morro y absorber nuestra mosca con sensual delicadeza. Tensamos. Notamos resistencia y cómo la caña se arquea.

Para la gran mayoría de pescadores ese es el momento más especial de todos los posibles en pesca con mosca. Todo lo realizado anteriormente ha sido un simple….